miércoles, 1 de febrero de 2012

POEMA PARA EL QUE EMIGRA (III).


LEJOS

La ventana que me conectaba,
Con las calles de mi pueblo,
La ventana de mi casa, tan bonita…
¡Se quedó tan lejos!



El acento de mi gente,
Los patios y sus azulejos,
El azahar en primavera…
¡Se quedaron tan lejos!



Aquellos mares de olivos,
Las madrigueras de los conejos,
Las tejas coloradas…
¡Se quedaron tan lejos!



¡Qué lejos se me quedó todo!
Y aunque tengo el corazón contento,
De amor, ganas y expectativas,
La saudade me viene con tormento.



POEMA PARA EL QUE EMIGRA.

POEMA PARA EL QUE EMIGRA (II).