domingo, 25 de marzo de 2012

"EL TERRORISMO DE ESPAÑA AL PERÚ" -"DIARIO DE AMÉRICA".

Deberíamos haber aprendido muchas lecciones con respecto al terror rojo
El terrorismo de España al Perú







Deberíamos haber aprendido muchas lecciones con respecto al terror rojo

Por Antonio Moreno Ruiz

Tanto en España como en el Perú, salvando las distancias y las diferencias, el terrorismo sale muy rentable por la complicidad que encuentra en determinadas oligarquías politiqueras. La sacudida del terrorismo marxista atenazó a ambas naciones hispanas, desfigurando su rostro sociopolítico hasta límites insospechados. Todavía en la Flor y Nata de las Indias está presente la gran diáspora de los que, amén del terrorismo, sufrieron la incompetencia y corrupción de sus pésimos gobernantes. En España (Como en el vecino portugués) se está viviendo una diáspora ahora, mientras que el Perú, según Mario Vargas Llosa, tiene una imagen en el exterior como no ha tenido nunca… Qué cosas…

De Sendero Luminoso a ETA, hoces y martillos han dejado un reguero de cadáveres inocentes y ha obligado al exilio a muchísima gente. Cuando en España ha habido oportunidades de sobra para derrotar a estos criminales, son los propios políticos los que le han vuelto a dar alas, ya sea una izquierda siempre sectaria, contradictoria, maquiavélica y canallesca, ya con una derecha siempre callada, cobardona y cómplice.

Como continuo escarnio a las víctimas, ahora vemos al partido “Amaiur”, que con bastantes menos votos que otros partidos tiene más diputados gracias a esa Ley D´Hont que fue sacada de la chistera por lo peor del franquismo y lo peor del antifranquismo todo junto y revuelto para fabricar un sistema que ya no se sostiene por ninguna parte. En tierras peruanas ahora el “Movadef” amenaza con saltar a la arena política, por si ésta no estuviera ya lo suficientemente enlodada desde el clan Humala y sus delirios cholo-etnicistas.

Ya en España los terroristas de Terra Lliure aprendieron la lección y se fueron aburguesando hacia el partido ERC, siendo conscientes que con la politiquería se saca mayor tajada y se está más tranquilito, encima con esa ley electoral que siempre les dará ventajas. Seguramente el Movadef aspira a lo mismo.

Por supuesto, ni Amaiur ni Movadef muestran el más mínimo arrepentimiento por los muchos crímenes de sus correligionarios y encima son recompensados desde arriba, mientras que muchos de los de abajo actúan como si nada.

De España al Perú, del Perú a España, deberíamos haber aprendido muchas lecciones con respecto al terror rojo. Empero, parece que nos gusta seguir tropezando en la misma piedra.