domingo, 4 de marzo de 2012

A MI ABUELO PATERNO.

A MI ABUELO PATERNO

(José María Moreno Ordóñez, in memoriam)

Viniste de la nada,
o mejor dicho, vinisite de todo,
de la raíz del campo andaluz,
que es la forja de un tesoro.


En medio del campo te criaste,
lleno de familia y trabajo,
la Guardia Civil te llamó una época,
y luego volviste al campo.


De Morón y Coripe tus raíces,
para un asentamiento utrerano,
Bollullos de la Mitación tu sino,
para tu indómita brega de hispano.


Ejemplo de sacrificio, valentía y coherencia,
fuerza de arado y vista de lince,
robusto como el olivo siempre sacro,
directo y sincero como el boxeador que define.


Rubia raza desconfiada de colorados,
semilla y herencia de dignidad,
franca rudeza, risa ruidosa y broncas bromas,
constancia, talento y humildad.


Abuelo, Dios no me concedió la gracia,
de poder conocerte en persona,
pero acaso por los tíos Ramón y Manuel,
siempre me nutrí de tu impronta.


Y ahora que estoy tan lejos,
me considero un peregrino de las estrellas,
vela con los nuestros por mí,
ojalá algún día recoja un poco de tu cosecha.


Porque recogerla toda me parece imposible...
Ay, pero te fuiste demasiado pronto, abuelo,
acaso demasiado... Yo te admiro y algún día,
algún día iré a tu encuentro.




INSPIRACIONES FAMILIARES: MI ABUELO MATERNO


A MI ABUELA PATERNA


A MI ABUELA MATERNA.