miércoles, 29 de julio de 2015

DE CINE: "PALOMA DE PAPEL", DE FABRIZIO AGUILAR

Imagen de www.deperu.com


-Terminando estas pequeñas vacaciones, no quería acabar el mes de julio sin reseñar esta película peruana del año 2003, con un Sergio Galliani bastante más delgado. Y es una película muy interesante, puesto que trata de un tema que hoy en día parece olvidado, cuando en verdad se trata de un pasado muy presente. En los años 80, países como Colombia y Perú lo pasaron especialmente mal por cuestiones parecidas: Inflación, capitalismo salvaje, narcotráfico, terrorismo comunista. Todo junto y revuelto. No sé yo si fue peor en Perú o en Colombia, pero por ahí fueron. Y recordemos que todavía en Colombia y en Perú colean secuelas muy vivas de aquellas brutalidades, hoy tragicómicamente transformadas en narcoterrorismo.

"Paloma de papel", si bien rodada en Huaraz (¡qué buenos recuerdos de aquel espectacular paisaje!), se centra como si estuviera en la sierra de Huamanga, a dos fuegos entre la corrupción de algunos militares y la brutalidad terrorista de Sendero Luminoso, los mismos que hablaban del "pueblo" cuando verdad ese pueblo fue su principal víctima. Una suerte de malos entendidos lleva a un niño serrano a ser secuestrado por Sendero Luminoso, junto con otros niños, como futura arma terrorista. El niño logra escapar y dentro de un ambiente enrarecido y crispado, ve que no tiene ya sitio en ningún lado. Buena parte del Perú se llevó años y años sin saber qué pasaba realmente, rodeados entre varios fuegos. Y a los años, los herederos de Sendero Luminoso y el MRTA, aquellas bestias que secuestraban niños que entrenaban para cometer sus terribles atentados, vienen reclamando "derechos"... Pero eso sí, también hay quien entró en la cárcel por equivocación. Hubo de todo. Y en la película creo que se expresa bastante bien. Otra cosa es la realidad, donde unos y otros juegan sus bazas y casi nunca mirando en el interés general y en la verdad.

En fin, una película que mantiene una estructura simple pero intensa, con unos fotogramas conseguidos, y con un dolor muy bien expresado en imágenes impactantes. Ha valido la pena verla. Y valdrá la pena ver otras al respecto, para no perder la memoria.

viernes, 24 de julio de 2015

EN EL DÍA DE SANTIAGO

Imagen de yladah.wordpress.com


A estas horas, en mi tierra, ya es 25 de julio, un día muy especial para mí.

En mi memoria familiar, tal día como hoy hace 107 años nació mi muy querida y añorada abuela paterna QEPD; mi abuela Pepa, que tuvo la enorme suerte de nacer el día de Santiago, patrón de las Españas. Un día que, especialmente desde el siglo XVII, nos une a todos los españoles, de norte a sur. En mi pueblo, así como en toda la comarca del Aljarafe, es una de las máximas fiestas. La cruz de Santiago está presente en muchos escudos, tanto cofrades como municipales, a lo largo y ancho de la Piel de Toro e islas adyacentes. Sin embargo, tanto el actual estado ex-pañol como la Xunta de Fragalicia, acordaron que el día de Santiago era el "día de Galicia"; no sabemos, eso sí, si en base a algún hecho celta-diferencial o algo así. Y de hecho, así lo promociona la Ex-paña oficial en el exterior, como el "día de Galicia"... Igual que el PNV promociona el Domingo de Resurrección como su Aberri Eguna... ¡Eso es panteísmo y lo demás son tonterías!

Que no tengo nada en contra de los gallegos es bien sabido, al contrario, soy un gallegófilo irredento, y por eso sé que a los gallegos de bien esto les parece ridículo. Y es que en mi pueblo hay tanta fiesta o más que en Compostela en este señalado día; un día que nos une, no nos separa, por más que los "cabrones políticos" (recordando lo que dijo Paco de Lucía poco antes de morir) nos utilicen para desunirnos. El régimen del 78 enseña a los niños a odiar a España, cada región tiene un mito nacionalista diferencial contra la patria común; pero al final, el espíritu, la tradición y la cultura acabarán prevaleciendo.

Así las cosas, ¡feliz día de Santiago! ¡Santiago y cierra España!

Y valgan estos versos de Lorca, aquel al que reivindican algunos politiqueros que, aparte de que no lo han leído, se pasan por el forro el criterio de su propia familia:



"Santiago

[Poema: Texto completo.]

Federico García Lorca

(Balada ingenua)


Esta noche ha pasado Santiago
su camino de luz en el cielo.
Lo comentan los niños jugando
con el agua de un cauce sereno.

¿Dónde va el peregrino celeste
por el claro infinito sendero?
Va a la aurora que brilla en el fondo
en caballo blanco como el hielo.

¡Niños chicos, cantad en el prado
horadando con risas al viento!

Dice un hombre que ha visto a Santiago
en tropel con doscientos guerreros;
iban todos cubiertos de luces,
con guirnaldas de verdes luceros,
y el caballo que monta Santiago
era un astro de brillos intensos.

Dice el hombre que cuenta la historia
que en la noche dormida se oyeron
tremolar plateado de alas
que en sus ondas llevóse el silencio.

¿Qué sería que el río paróse?
Eran ángeles los caballeros.

¡Niños chicos, cantad en el prado.
horadando con risas al viento!

Es la noche de luna menguante.
¡Escuchad! ¿Qué se siente en el cielo,
que los grillos refuerzan sus cuerdas
y dan voces los perros vegueros?

Madre abuela, ¿cuál es el camino,
madre abuela, que yo no lo veo?

Mira bien y verás una cinta
de polvillo harinoso y espeso,
un borrón que parece de plata
o de nácar. ¿Lo ves?
Ya lo veo.

Madre abuela. ¿Dónde está Santiago?
Por allí marcha con su cortejo,
la cabeza llena de plumajes
y de perlas muy finas el cuerpo,
con la luna rendida a sus plantas,
con el sol escondido en el pecho.

Esta noche en la vega se escuchan
los relatos brumosos del cuento.

¡Niños chicos, cantad en el prado,
horadando con risas al viento!

Una vieja que vive muy pobre
en la parte más alta del pueblo,
que posee una rueca inservible,
una virgen y dos gatos negros,
mientras hace la ruda calceta
con sus secos y temblones dedos,
rodeada de buenas comadres
y de sucios chiquillos traviesos,
en la paz de la noche tranquila,
con las sierras perdidas en negro,
va contando con ritmos tardíos
la visión que ella tuvo en sus tiempos.

Ella vio en una noche lejana
como ésta, sin ruidos ni vientos,
el apóstol Santiago en persona,
peregrino en la tierra del cielo.

Y comadre, ¿cómo iba vestido?
le preguntan dos voces a un tiempo.

Con bordón de esmeraldas y perlas
y una túnica de terciopelo.

Cuando hubo pasado la puerta,
mis palomas sus alas tendieron,
y mi perro, que estaba dormido,
fue tras él sus pisadas lamiendo.
Era dulce el Apóstol divino,
más aún que la luna de enero.
A su paso dejó por la senda
un olor de azucena y de incienso.

Y comadre, ¿no le dijo nada?
la preguntan dos voces a un tiempo.

Al pasar me miró sonriente
y una estrella dejóme aquí dentro.

¿Dónde tienes guardada esa estrella?
la pregunta un chiquillo travieso.

¿Se ha apagado, dijéronle otros,
como cosa de un encantamiento?

No, hijos míos, la estrella relumbra,
que en el alma clavada 1a llevo.

¿Cómo son las estrellas aquí?
Hijo mío, igual que en el cielo.

Siga, siga la vieja comadre.
¿Dónde iba el glorioso viajero?

Se perdió por aquellas montañas
con mis blancas palomas y el perro.
Pero llena dejome la casa
de rosales y de jazmineros,
y las uvas verdes en la parra
maduraron, y mi troje lleno
encontré la siguiente mañana.
Todo obra del Apóstol bueno.

¡Grande suerte que tuvo, comadre!
sermonean dos voces a un tiempo.

Los chiquillos están ya dormidos
y los campos en hondo silencio.

¡Niños chicos, pensad en Santiago
por los turbios caminos del sueño!

¡Noche clara, finales de julio!
¡Ha pasado Santiago en el cielo!

La tristeza que tiene mi alma,
por el blanco camino la dejo,
para ver si la encuentran los niños
y en el agua la vayan hundiendo,
para ver si en la noche estrellada
a muy lejos la llevan los vientos."

jueves, 23 de julio de 2015

RIP ADELA PICHARDO


-Te nos vas Adela, siendo testigo de un siglo. ¡Y qué siglo!

Mis padres me venían avisando de hacía tiempo que estabas pachuchilla. No obstante, yo no les creía mucho, pues conociendo tu fuerte entereza, me imaginaba que esquivarías a la parca mucho tiempo más. Pero tú sabes mejor que yo que por más que el hombre proponga, al final Dios es el que dispone, y a Su voluntad te sometiste siempre.

Como vecina de la Plaza, de aquella esquina que se escora entre la plenitud de la calle Larga y que se asoma a la Corraleja y la Era, siempre te presentabas voluntaria para limpiar el sagrario y para cualquier actividad que significara el bien de nuestra parroquia de San Martín de Tours. Porque siempre te preocupase por la vida espiritual del pueblo, y con tu elegante coherencia de gran señora, piadosa, educada, caritativa y honrada, nos diste un bello y constante ejemplo a todos los que disfrutamos de tu presencia durante tantos años.

Fíjate que a lo tonto a lo tonto, ya llevo cuatro años en Perú, que se dice muy pronto. Y como dije años ha, me di cuenta del gran paso que había supuesto en mi vida al poco de que se nos fuera tu hija Pepi (*), con la que hablé poco antes de marcharme en el que fuera mi corral, ahora urbanización cuya calle lleva el nombre de una santa paisana.  Y es que no en vano, florida vocación de santidad siempre tuviste y transmitiste. Y la vida no tiene casualidades, sino hechos providenciales que muchas veces no sabemos o no queremos ver.

Adela: ¡Qué sola se nos está quedando la Plaza! Ahora que fui después de un par de años lo noté, porque hay que estar ausente para notar de verdad las cosas. Cuando yo era chico, desde la casa de José Escobar hasta la esquina era una rebumba de gente, que a su vez, se concentraba en verano huyendo del calor con otros vecinos de la calle Larga y alrededores. Ahora, un silencio que se agita con el viento del invierno, se viste de naranja en las tardes primaverales, enmudece con las lluvias otoñales y se sofoca con el rigurosísimo verano,  pregona que las ausencias van siendo demasiadas. Probablemente, en toda España se siente lo mismo. La gente sigue haciendo lo mismo y pensando lo mismo y muchos jóvenes nos vamos. Sólo Dios sabe lo que nos aguarda. Pero lo cierto es que por más lejos que esté uno, uno es lo que es y nunca puede ni debe negarse, porque eso es morir en vida, alejándose así la eternidad. La Plaza siempre será el centro de mi bollullero universo, y para eso no hace falta estar en Lima: Es estar en Sevilla y sólo pienso en cuándo voy a llegar a mi casa, o cuándo voy a ver a algún paisano para sentirme cerca.

Pero bueno, como te decía, Adela, has sido testigo de un siglo; una mujer de otra época. Cada tiempo tiene sus cosas, tanto buenas, como malas. Pero a este tiempo que nos ha tocado... Me gustaría no ser tan pesimista, ¡pero no me dejan! No es que cualquier tiempo pasado fuera mejor; pero no fue peor. Ahí está la clave. Y creo que tú, aun con otras palabras, podrías entenderlo mejor que nadie; porque a ciencia cierta demostraste la pasta de la que estuvo hecha aquella gente que tanto admiré, aquella gente que se me va y con la que siento como si fuera perdiendo la fuerza del íntimo y abigarrado cordón umbilical que me ayuda a luchar día a día. Porque al final, lo que quedan son las raíces. Y si los árboles se van pudriendo pero no hay raíces porque no se siembra, ¿qué nos va a quedar?

En fin, quede esa respuesta para la gente más nueva, que tu generación ya trabajó bastante. Ahora, en el calor de tu numerosa prole de hijos y nietos, recibe a través de ellos el calor de un pueblo que jamás te olvidará, como jamás te olvidaré yo. Ahora te reencontrarás con los tuyos. La muerte no es el final.

Descansa en paz, gran dama de noventa y cinco primaveras, querida vecina del alma. Mi más sentido pésame para los tuyos.





Requiem aeternam dona ei Domine.
Et lux perpetua luceat ei.
Requiescat in pace.
Amen.





miércoles, 22 de julio de 2015

UNIDAD INTERNA



"El pueblo decae y muere cuando su unidad interna, moral, se rompe, y aparece una generación entera, descreída, que se considera anillo roto en la cadena de los siglos, ignorando que sin la comunidad de tradición no hay Patria; que la Patria no la forma el suelo que pisamos, ni la atmósfera que respiramos, ni el sol que nos alumbra, sino aquel patrimonio espiritual que han fabricado para nosotros las generaciones anteriores durante siglos, y que tenemos el derecho de perfeccionar, de dilatar, de engrandecer; pero no de malbaratar, no de destruir, no de hacer que llegue mermado o que no llegue a las generaciones venideras ;que la tradición, en último análisis, se identifica con el progreso, y no hay progreso sin tradición, ni tradición verdadera sin progreso."


Juan Vázquez de Mella (Discurso pronunciado en Santander, en septiembre de 1916)

martes, 21 de julio de 2015

PARA WALTER MARTINEZ

Imagen de www.havanatimes.org


Alguna vez veo "Dossier", un programa de la televisión venezolana que si bien es sectario a más no poder, como yo no lo soy, reconozco que en cuestiones de geopolítica dice cosas interesantes. Ayer, sin ir más lejos, me quedé viéndolo, mientras el presentador Walter  Martínez entrevistó al ruso Daniel Estulin, cuya credibilidad se apaga siempre por sus ansiosas y circenses confusiones que se pillan al momento. Sea como fuere, este Walter Martínez, aparte de sectario, ya es hasta cabezón.

 Así las cosas, señor Martínez, valgan algunos apuntes para vuesa merced:

-En España no todo el mundo llama "sudacas" a los sudamericanos. De hecho eso fue una moda que cada vez está más pasada. Naturalmente que hay estúpidos, como en todos lados; pero este victimismo tan típico de este continente, ¿tiene en cuenta los malos tratos y los descalificativos que acá recibimos los españoles? Que si "chapetones", que si "gachupines", que si "gallegos brutos"... Y países que son expertos en exportar delincuentes nos tildan de ladrones, violadores, bandidos... Je, ¿tan difícil es ver la realidad que tiene uno delante de las narices para que cada dos por tres tenga que echar esos biliosos embustes con tono de lloriqueo?

Y hablando de malas palabras, ¿no las tenía Bolívar para sus vecinos? Sí hombre, refresque la memoria. Léase la carta que le mandó al general Santander en 1824 (general con el que después acabaría peleado, como se peleó con más de medio mundo):

“Yo creo que he dicho a usted antes de ahora que los quiteños son los peores colombianos. El hecho es que siempre lo he pensado, y que se necesita un vigor triple allí que el que se emplearía en otra parte. Los venezolanos son unos santos en comparación de esos malvados. Los quiteños y los peruanos son la misma cosa; viciosos hasta la infamia y bajos hasta el extremo. Los blancos tienen el carácter de los indios y los indios son todos truchimanes, todos ladrones, todos embusteros, todos falsos, sin ningún principio de moral que los guíe. Los Guayaquileños son mil veces mejores” 


Además, ¿qué habla usted de emigrar? ¿Quién nos va a quitar el hambre?A su adoptiva Venezuela no emigra nadie. Al contrario, los venezolanos emigran. Los veo a diario en Lima. Y es que créame que un país como el suyo donde te matan por robarte un teléfono no es atractivo para nadie. Ya pasaron cincuenta años desde las políticas de emigración de Pérez Jiménez que los gobiernos sucesores se encargaron de tirar por la borda, hasta convertir Venezuela en el sangriento circo post-chavista. Menos humos, hombre. Porque a su Uruguay natal, con los sionistas condecorando a un Mujica, terrorista reconvertido en amigo de la marihuana de Soros, tampoco es que se vaya mucho. Si se fue en el pasado, ahora no parece el mejor destino.








Si tanto odio nos tiene, podría empezar con arrancarse el apellido y el idioma. Y la piel a tiras, porque usted poco tiene de indio. Usted es blanco, y para un indio o un negro, es tan extranjero como yo; al igual que era extranjero ante los ojos amerindios o negroides el tal Hughes Galeano. Lo que me consuela es que el día que haya una revuelta indigenista (y créame que a veces hasta la deseo, porque son muy pesados ya), todos los que son como vd., esto es, los que reniegan de su propia sangre y la maldicen de este modo, al igual que sus camaradas progres europedos, serán los primeros en caer.

Viven en otro mundo los sectarios e ignorantes de su calaña. Pero al final la realidad acaba golpeando, por más que se quiera huir de ella. Y ustedes han empeorado la realidad, por imposible que pareciera.

En fin, sea como fuere, como le dije a un gran amigo e historiador quiteño, algún día brindaremos por la venganza del Taita Boves, aquel gran mariscal que incluso algunos marxistas se quieren apropiar (¡eso es cara dura y lo demás son tonterías!); aquel gran vencedor del dictador Bolívar, el descendiente directo de traficantes de esclavos que se creía blanco, al que rinden culto pagano, que dejó dicho como corolario de su obra, en carta al general Flores (1830): "V. sabe que yo he mandado 20 años y de ellos no he sacado más que pocos resultados ciertos. La América es ingobernable para nosotros. 2°. El que sirve una revolución ara en el mar. 3°. La única cosa que se puede hacer en América es emigrar. 4°. Este país caerá infaliblemente en manos de la multitud desenfrenada, para después pasar a tiranuelos casi imperceptibles, de todos colores y razas. 5°. Devorados por todos los crímenes y extinguidos por la ferocidad, los europeos no se dignarán conquistarnos. 6°. Sí fuera posible que una parte del mundo volviera al caos- primitivo, este sería el último período de la América."

Hablando de emigrar, ahí lleva una buena.

Dudo mucho que esto le haga reflexionar, pero seguro que le hará reflexionar a alguno que otro que no sea como usted, antaño democristiana, hogaño dizque rojo, mas siempre lacayo del imperialismo británico, al igual que sus adorados Miranda, San Martín y Bolívar. Que por algo amén de Walter, también se llama Nelson.

Adiós.

lunes, 20 de julio de 2015

DE POESÍA Y MÚSICA: JOSÉ LEÓN (II)

Imagen de www.quediosrepartasuerte.com


-Hace algunos días publicábamos: DE POESÍA Y MÚSICA: JOSÉ LEÓN

Y dándole vueltas a la cabeza con los emocionantes poemas de José León, caemos en la cuenta de unos hechos fundamentales de nuestro pasado reciente que reúne una fuerte relación de protagonistas comunes. Y es que las cosas pasan por algo...

Intentemos explicarlo: Resulta que yo emigro al Perú en el 2011. Y en el 2014, un amigo segoviano que vive en Madrid, conocedor y amante de las tradiciones españolas, me refiere la obra de un tal José León, en la cual se combina la poesía y la música al alimón de galgos, toros y caballos. Cuando escucho la primera vez "Mañana de cacerías", se me llegan a saltar las lágrimas (en absoluto exagero) recordando a los galgueros de mi pueblo, entre los que se encontraba mi tío Manolo, otro grande que también se nos fue ya; y que con toda la ilusión del mundo me llevaba a la Cabreriza, en la calle Larga, allí al lado de la ermita de Roncesvalles, a enseñarme aquellos perros con los que cortaba el viento por los cotos. Asimismo, recuerdo a su hijo, mi primo Mario, cómo entrenaba con otros galgueros del pueblo, con aquellos vespinos de los cuales tiraban como en Siberia y Norteamérica tiran los huskies, los samoyedos y los Alaska malamuten de los trineos.




Sin duda, todo aquello que José expresa en rimas cortas y constantes (hermosa tradición ibérica que asimismo heredaron los gauchos) me sonaba familiar de alguna manera u otra. Eso, unido a la calidad poética y a la lejanía, me provocan una constante melancolía, que al final, es la que siempre acaba inspirando para escribir.

Así las cosas, entre diciembre del 2014 y enero del 2015 pasé veintipocos días de vacaciones en el terruño, luego de dos años de ausencia. Cuando me encontré con mi primo Gonzalo Moreno Castro y le hablé del poeta que no paraba de escuchar a través de múltiples versos musicalizados, me aclaró que el artífice de "Galopando por los sueños", "Que Dios reparta suerte" y "De casta le viene al galgo", amén de paisano suyo, también forma parte de su rama Castro. Yo me quedé asombradísimo de la coincidencia, pero hasta ahí, no caí en que había otro vínculo definitivamente sublime. Y es que reitero: Las cosas pasan por algo. Porque resulta que se acaban aquellas intensas y fructíferas vacaciones y yo sigo pendiente de los trabajos de José León, encogiéndome el corazón con cada verso; y al cabo de estos meses, mi primo Gonzalo me refiere que también estoy ante el dueño de la

Bodega "EL POTRO" de Villanueva del Ariscal.





Conste que a mí me sonaba mucho el sitio pero no acababa de identificarlo. Con todo, me meto en su página de facebook y en seguida identifico el lugar donde por última vez vi a mi muy querido, admirado y añorado tío José María. Bicheando más fotos, puedo identificar a una hermana de José como la persona que nos atendió aquella otoñal y plácida noche, pocos días antes que mi tío (el padre de Gonzalo) se nos fuera tan intempestivamente. Le consulto a mi primo, que a su vez le consulta a su madre, mi tía Pilar, y así me lo confirman: Allí estuvimos juntos por última vez.

Definitivamente: Las cosas pasan por algo. Esto va más allá de la "casualidad". Para mí, esto es algo netamente providencial que, al cabo de los años, con paradójica felicidad me sacude en plena cara como un dulce cante de ida y vuelta. Que no en vano el flamenco es eso, producto de muchas idas y muchas vueltas. El mismo flamenco que tanto nos une a todos los referidos protagonistas de esta historia tan sorprendente, y que tanta importancia tienen para este caballero de triste figura que intenta describir con palabras lo que sale a borbotones del alma.

Dice José León que a los artistas la sensibilidad se nos exacerba tanto para lo bueno como para lo malo, y yo digo que eso es verdad. Y añado: Estando fuera del terruño, peor todavía. Escuchar a José León es como viajar en una máquina del tiempo, como sembrar una senda a partir de mi infancia con una esencia de identidad que jamás me abandona, recordándome lo que fueron los míos y lo que seré yo siempre por más lejos que esté.

Así las cosas, para resumir esta serie de raudos acontecimientos, que calle la prosa y que hablen los versos mientras que el arte, la intrahistoria y la Providencia nos siguen encontrando:


LA PROVIDENCIA Y EL POTRO

A la familia Moreno Castro y al poeta José León

Galopando por los sueños,
viendo cómo Dios reparte
suerte, y cómo de casta le
viene al galgo, el arte

se me aparece a bocajarro,
sin permiso y sin avisar;
un pasado siempre en marcha,
me viene a retumbar.

Ya no creo en las casualidades,
prefiero pensar en la Providencia,
por más que eso cueste en un mundo
de tan materialista impaciencia.

Es la Providencia la que llevó
a un buen amigo a notificarme,
de José León la poética obra,
que ha venido harto a emocionarme,

llenándome de mi esencia y mis
recuerdos, a través de imágenes vivas,
cuyo contenido desprende el espíritu,
de una tierra que siempre será mía;

porque por más lejos que esté,
nada me quitará de dónde soy,
y se parará el tiempo siempre,
que dude si vengo o si voy.

Y echando la vista atrás,
en conexión con José León,
he de mentar su bodega "El Potro",
por obligación y devoción,

porque aquel gran restaurante,
innegable arquetipo andaluz,
me trae un tajante recuerdo,
que me llena de melancólica luz:

La última vez que estuve con mi
tío, aquel gran señor que fue
José María Moreno Becerril,
cuyo gran recuerdo nunca borraré,

fue en esta insigne bodega,
donde tan bien lo pasamos,
a base de buena gastronomía,
y por buena gente rodeados.

Y es que José León es familia,
a su vez, de mi familia ariscaleña,
así que miren ustedes qué feliz
y qué entrañable coincidencia.

Pero... ¿Qué digo "coincidencia"?
¡Providencia! En todo caso.
La memoria de mi tío y la de
mi terruño están a salvo,

condensadas en bellos momentos,
cuya corona "El Potro" ostenta,
como corolario de toda una vida,
cuyas inspiraciones la tierra detenta.

Y a "El Potro" volveré algún día,
porque recordar es volver a vivir,
y aunque dura se hace la nostalgia,
la Providencia inspira para escribir.



domingo, 19 de julio de 2015

HASTA SIEMPRE, QUERIDA ALICIA


-Querida Alicia:

Verás, como creo que sabes, soy un despistado de padre y muy señor mío. Y había visto en el facebook alguna referencia que no acertaba a descifrarla, hasta que conociendo a Moisés, ese genial isleño que me recordó que el andaluz y el canario estamos cortados por las mismas tijeras, por fin me enteré de la noticia. Y vaya tela Alicia, vaya tela... Chiquilla, ¿pero tú te crees que te puedes ir sin avisar y ya está y ya está? Y más en una semana donde he recibido unas emociones muy fuertes y contradictorias, porque siempre me están pasando cosas, no sé si paranormales o para anormales... Pero bueno, yo me entiendo: ¡Qué pronto te nos has ido!

No hace tanto tiempo de aquella vez que coincidimos en Larcomar, allá cuando Moisés y yo creíamos que uno de los camareros era compatriota y resulta que era cubano; afirmando así al instante los intensos lazos existentes entre Andalucía, Canarias y el Caribe. Recuerdo que estuvimos tomando café y dándole al pico de lo lindo, tanto por la charla como por la avidez por aquellos dulces tan ricos. Enfrente teníamos la inmensidad y la intensidad del Pacífico. Nos divertimos todos, recién conociéndonos; y Moisés y yo en la aventura de la emigración, acaso emulando a tantos paisanos que nos dejaron su testimonio como ejemplo. Y la amistad perduró. Y perdurará, porque podrás irte físicamente, mas nunca te irás de nuestras almas. Y así como Moisés está en la isla, me parece tenerlo al lado, paseando y riéndose con ese carácter afable, amigable y dicharachero que hace que sea uno de los compatriotas que mejor recuerdo me haya dejado.

Moisés seguirá navegando con sus sueños, con ese indomable espíritu aventurero que le caracteriza; nosotros, lo intentaremos... Mi señora, con mucha fuerza y visión de futuro. Yo, con mis cosas de prematuro cascarrabias, ya sabes... Y tú... Tú siempre estarás con nosotros, con tu rostro dulce y tu espíritu de superación como ejemplo a seguir.

Hasta siempre, querida Alicia. Espero poder brindar por tu memoria algún día en las Islas Afortunadas.





Requiem aeternam dona ei Domine.
Et lux perpetua luceat ei.
Requiescat in pace.
Amen.



viernes, 17 de julio de 2015

EXTRAÑAS RECONCILIACIONES

Imagen de www.unian.info


"Rusos al ser comunistas, pero también comunistas al ser rusos. Una revolución es tan sólo la carne del pueblo que la hace. Y antes de que pase mucho tiempo reconoceréis que la ortodoxia es también carne del pueblo ruso. El siglo XX no terminará sin ver extrañas reconciliaciones".

Pierre Drieu La Rochelle 

jueves, 16 de julio de 2015

DE POESÍA Y MÚSICA: JOSÉ LEÓN


-Hace tiempo, y de casualidad, a través de un amigo castellano, supe de la existencia de José León, paisano mío y a su vez, familia de mi familia, por otra parte; y todo queda en la comarca del Aljarafe.

En la emigración, la sensibilidad se exacerba. Si uno tiene sensibilidad de artista, entonces mejor ni hablar... Empiezas a entender que cosas que te daban coraje de chico son la sal de la vida. Y cosas en las que allí no echabas cuenta, estando lejos del terruño te emocionan, hasta hacerte encoger el corazón. Así empecé a descubrir que me gustaban los Ecos del Rocío, grupo de sevillanas al que nunca había dado bola. Y así, escuchando y descubriendo a José León, me acordé apasionadamente de los galgos de mi tío Manolo QEPD, y de los otros galgueros del pueblo que iban a entrenar con la vespilla que les servía de transporte para el jornal campero. Asimismo, me he acordado de muchos momentos en el Rocío, en casa de mi amigo Primi; y de todas las evocaciones posibles del hermoso paisaje de una tierra que marca de por vida con sabor de mosto, aroma de azahar y son de flautas, tamboriles y romerías; la tierra que me vio nacer y crecer, y que con sus virtudes y defectos añoro cada día que pasa desde lo más hondo del alma. Por eso, va pasando el tiempo, y sigo escuchando y admirando a José León; alimentando con mayor facilidad los motivos literarios de ese Macondo aljarafeño que estoy construyendo y espero que vela luz algún día. Valgan estos versos dedicados a su talento, al talento de un gran poeta de pasión torera y bodeguera raigambre que espero poder conocer algún día, no sin antes recomendar vivamente sus trabajos: "Galopando por los sueños", "Que Dios reparta suerte" y "De casta le viene al galgo"; auténticos iconos tanto telúricos como espirituales y prontos clásicos de un terruño que nunca dejó de tener proyección universal.



AL POETA JOSÉ LEÓN

Luz del Aljarafe que entra
por rubias ventanas rocieras,
fusionando caballos y toros,
como antiguas divinidades iberas.

Alpacas de paja que se estremecen,
con una voz de flamenco rasgueo;
mientras una hermosa collera de
galgos exhibe su ágil movimiento.

Pintura de barrocas costumbres,
que se pasea entre olivos y encinas,
el color y el olor de una bodega,
entrando cual ráfaga divina.

Una casa encalada con
bien dispuestos ladrillos,
mirando hacia una primavera,
que sabiamente habla del destino.

Hombría de honrado paisanaje,
altura de peregrinación espiritual,
sol que pide sombrero y chaquetilla,
garrocha que en Bailén supo triunfar.

Botos de atesorados recuerdos,
azahar desparramado por arrobas,
aire de llanura marismeña,
río de oceánicas horas.

Silencio: Que me estoy inspirando
en el poeta José León. He aquí
mis motivos. He aquí lo que es
mío y nuestro, y nunca va a morir.











"DE HUAMANGA A AYACUCHO" - "RAIGAMBRE"

lunes, 13 de julio de 2015

COBARDÍA

Imagen de info-caotica.blogspot.com


"Hay católicos, hay curas, hay obispos, hay cardenales —acaso algún Papa— que se avergüenzan piadosillamente de la Inquisición. Pero, ¿cuántos hay que se avergüenzan del "caso Maurras", la víctima ilustre de la Inquisición de la Cobardía?".

Ignacio B. Anzoátegui 

miércoles, 8 de julio de 2015

LO ÚLTIMO DEL PACOPAPA (II)

Imagen de peru21.pe


-Como leíamos hace poco en Hispanismo.org , a pesar de la lógica furia que desatan las declaraciones y el estilo del Pacopapa, sin embargo justo es reconocer que él no ha sido el primero en lanzar exabruptos contra la historia de España. Juan Pablo II dijo: "¿Cómo podría olvidar en este V Centenario los enormes sufrimientos infligidos a los pobladores de este Continente durante la época de la conquista y la colonización? Hay que reconocer con toda verdad los abusos cometidos debido a la falta de amor de aquellas personas que no supieron ver en los indígenas hermanos e hijos del mismo Padre Dios." Y Benedicto XVI: "El recuerdo de un pasado glorioso no puede ignorar las sombras que acompañaron la obra de evangelización del continente latinoamericano. No es posible olvidar los sufrimientos y las injusticias hechas por los colonizadores a las poblaciones indígenas, con frecuencia avasalladas en sus derechos humanos y fundamentales." 

Curiosamente al primero se le olvidó el pasado imperialista de Polonia queriendo llegar a Moscú, y al segundo, pues viniendo de una nación tan ejemplar como Alemania, qué podría añadir... Y total, para qué condenar a las claras el liberalismo y el marxismo refrendando la tradición papal, pudiendo esgrimir el facilón discurso antiespañol que tanto aún agitan las grandes potencias...

Sea como fuere, tras cuatro años en el Nuevo Mundo, y analizando fríamente que Roma no se ha destacado nunca por ser grata con la nación que probablemente más la ha servido, y que estos papas modernos parecen querer convertir en dogma de fe una historia adulterada por las modas progres, acabo entendiendo dos cosas:

1) Nunca bebieron los caballos españoles en mejores fuentes que las de Roma.

2) Harta razón tuvo Carlos III al expulsar de los dominios españoles a determinados elementos.

No obstante, ¿qué será lo próximo? ¿Pedir disculpas por Lepanto? ¿O tal vez por la liberación de Viena por parte de Juan Sobieski, tan polaco como Juan Pablo II? O mejor aún: ¡Que España pida perdón por haber llevado frailes a América!

Y digo yo que qué harían los papas en América sin esos "explotadores/abusadores españoles del pasado" a los que, delante de los políticos (los poderosos de turno que se olvida el Pacopapa, como a aquellos masones a los que los jesuitas auparon al poder por pura venganza en su día...), tanto denigran...

Y bueno, esta ingratitud para con las Españas en particular y esta actitud demencial de autodemolición en general; este ridículo que algunos prolongan con que, por lo visto, todo estaba mal hasta que llegó el Concilio Vaticano II... Todo esto de convertir la liturgia en una burda imitación protestante,  no ha traído sino el vacío de iglesias y seminarios mientras se ha renunciado más y más a los principios (¡y a los sacramentos!). "Abrirse al mundo, atraer a la gente", decían tirios y troyanos... Hasta convertir todo en una soez caricatura; para arrogarse la autoridad de darle la vuelta a todo como un calcetín, cambiando hasta la letra y el sentido original del Padre Nuestro cuando se ha escantillado.  En fin, todos estos tragicómicos absurdos terminarán por reventar de tantos salpicones. Y ya sabemos lo que hay. Y reitero que no soy sedevacantista ni ninguna cosa rara de esas, pero tampoco soy ciego ni mudo, y tampoco soy un meapilas que considera que el Papa ha de ser un ídolo de culto pagano-mediático; estupidez relamida que jamás formó parte del catolicismo. Y bueno, como decía el gran Francisco de Quevedo:

"No he de callar por más que con el dedo, 
ya tocando la boca o ya la frente, 
silencio avises o amenaces miedo.

¿No ha de haber un espíritu valiente? 
¿Siempre se ha de sentir lo que se dice? 
¿Nunca se ha de decir lo que se siente?"


¡Qué solos estamos los cuatro gatos católicos españoles que quedamos!

Empero, de momento el circo continúa. Que Dios nos coja confesados.




LO ÚLTIMO DEL PACOPAPA

martes, 7 de julio de 2015

"APUNTES HISPÁNICOS PARA DUGUIN" - "RAIGAMBRE"


APUNTES HISPÁNICOS PARA DUGUIN (I)



LO ÚLTIMO DEL PACOPAPA

Imagen de www.talcualdigital.com


Reconozco que me sorprendió para mal cuando Bergoglio arribó a la silla de San Pedro. Pero bueno, uno quiere ser positivo en estas cosas y claro, siempre piensa que a lo mejor, si ha sido un mal obispo, bueno, pero podría ser un buen Papa, quién sabe... Pero varios amigos argentinos nos advertían muy en serio de quién era este personaje. Se veía venir... Pero bueno, como a lo mejor estaba rescatando la Doctrina Social de la Iglesia, quién sabe... Pero esos amigos argentinos insistían en que era pura pose; que en sus muchos años de obispo, Bergoglio nada hizo por la Doctrina Social; ni nada hizo ante los muchos problemas que tenían los católicos bonaerenses encima. Todo es gesto calculado, caer bien como sea, superficialidad... Que no es ningún "ideólogo", sino una suerte de Amigo Vallejo porteño; experto en vaciar seminarios. 

 Y bueno, como uno no quiere sulfurarse más de la cuenta, hace como que no escucha o que no ve ciertas cosas, pero ahora, el Pacopapa, en Ecuador, en una circense homilía-mitin delante del corrupto Correa, dice lo siguiente: 




¡¡¡Con razón nos advertían los amigos argentinos!!!

Y ahora no se puede decir que hayan puesto cosas en su boca que no ha dicho... Así las cosas, esto no puede quedar en silencio. Es demasiado. Mucha tela ya. Y se responde muy fácil, porque el movimiento secesionista americano no nació de ninguna "conciencia popular", sino de la oligarquía criollo-mestiza en connivencia con las ansias de venganza de los jesuitas, el interés del imperialismo británico y la ayuda de revolucionarios peninsulares. Como buena parte del pueblo americano no secundó aquel desbarajuste encabezado por oligarcas, se prolongaron en durísimas guerras durante dos décadas, siendo la Gran Bretaña (y hasta hoy) el máximo beneficiario de tal exabrupto. La misma Gran Bretaña que luego estuvo metida en todas las guerras sudamericanas habidas y por haber hasta bien entrado el siglo XX; la misma que sigue invadiendo territorio argentino y de la cual no pía el Pacopapa; para luego hablar de "poderosos de turno" atrancándose en la lectura... 

Para eso sirvieron los gritos de ¿independencia? contra los cuales se dejaron su vida y hacienda miles de hispanoamericanos cuya memoria ha sido manchada públicamente por el Pacopapa. 

-¿Saqueo? Si nos ponemos indigenistas (tanto como la casulla chufla que ha lucido el Pacopapa en Quito), a lo mejor podríamos hablar de cómo vaciaron las minas los romanos en la Península Ibérica; y ya veo lo vacías que están las minas en América... Este hijo de inmigrantes italianos (que no aprende a hablar italiano bien ni a la de tres, por cierto), que apenas se ha bajado del barco, ¿qué habla de "saqueo"? Hijo de una inmigración que se hizo para blanquear el país y desplazar a los indios, por cierto; siendo que los próceres liberales, como Sarmiento, hablaban literalmente de exterminar a las razas indígenas de América. 

Si hablamos de saqueo, podríamos hablar de José de San Martín, aquel masón español que, tras 22 años de soldado, abandonó a su ejército, a su patria y a su rey, y pasando a Inglaterra, fue a Sudamérica a encabezar la traición secesionista, invadiendo un Perú que en muy buena medida no le era afecto y dándole el tesoro del país a los ingleses, luego de ponerse un sueldecillo de 30.000 pesos anuales. 

¡¡¡Poderosos de turno, Pacopapa!!! 

¿Falta de libertades? En América se hacía lo que le salía del alma. Un montón de cronistas españoles y extranjeros reconocen que, lejos de la rigurosidad europea, la moral y la política en América siempre fueron mucho más laxas. La Inquisición actuó muy poco en América (y en España actuó mucho menos de lo que dicen los ignorantes de la cuerda de Pacopapa), e indios y negros nunca abandonaron sus ancestrales prácticas paganas. Asimismo, no pocos clérigos eran dados a las labores de cintura para abajo. El índice de hijos naturales de América es también muy superior con respecto al de la Península. 

Precisamente cuando en el XVIII la monarquía borbónica quiso (con muchos fallos, cierto es), articular una mayor presencia "estatal" (discúlpesenos el término, no muy exacto), fue cuando se provocaron las primeras rebeliones; porque las oligarquías querían que el rey quedase bien lejos.

Asimismo, como dice Joaquín Posada Gutiérrez, general bolivariano, “es preciso que se sepa que la Independencia fue impopular en la generalidad de los habitantes; que los ejércitos españoles se componían en cuatro quintas partes de los hijos del país; que los indios, en general, fueron tenaces defensores del gobierno del Rey, como que presentían que tributarios eran más felices que lo que serían como ciudadanos de la República”. Y cabe añadirse cuál fue el papel de la Iglesia ante la revolución que ahora el Pacopapa exalta: 

C. L. A. M. O. R.: Postura de la Iglesia ante la Revolución ...


Y es que ya que es tan poco ducho en teología, al menos podría serlo algo más en Historia... Pero ya vemos que sabiduría no es algo que le sobre. Pero por lo menos, podría tener dignidad y no escupir de esta manera tan aberrante sobre su propia historia y sobre la historia de una parte sustancial del catolicismo. 

Si nos ponemos "convenidos", a España nunca le convino haber ido a América, valga la redundancia. En 1492, portugueses, castellanos y aragoneses tenían como primer objetivo recuperar el norte de África para la Cristiandad hispana, tal y como había sido en tiempos romanos y visigóticos, cosa que rompió el islam. El Nuevo Mundo fue una casualidad para una España que se reunificaba y que tuvo que improvisar toda una maquinaria política y económica que no tenía; creándose enemigos y envidiosos a todo pasto; y provocando una sangría demográfica por mor de las muchas migraciones a las Indias de gente joven; en unas Indias en las que todavía, en muchísimos pagos, el carácter y la cultura india (aquella que tanto se rebeló contra el proceso independentista), es predominante. 

Con lo desastrosa que es la situación de la Iglesia Católica en Hispanoamérica, con una sarnosa teología de la liberación que, lejos de optar por los pobres, ha servido para favorecer terrorismos y oligarquías paralelas; con tantos grupúsculos sectarios liberales-esotéricos-pederastas; con tantos curas malos, locos y botarates, viene el Pacopapa con sus exabruptos, con sus ansias de caer bien y hacerse el gracioso... Pues nada, como católico de a pie (¡y es un milagro que, con estos pastores, sigamos habiendo católicos!), nada sedevacantista ni cosas raras; y consciente y reconocedor de mis errores y pecados como todo hijo de vecino; empero, ya harto y cansado ante tanta injusticia por parte de una clerecía brutal,  sólo me queda decir que ¡¡¡HONOR Y GLORIA A LOS HÉROES DE 1527!!!






P.D.: El día que el indigenismo, esa ideología de forma y fondo europeos, se revele y rebele de forma sangrienta, je... Mejor no digo nada... 

domingo, 5 de julio de 2015

DE CINE: "TERMINATOR-GÉNESIS", DE ALAN TAYLOR

Imagen de clipset.20minutos.es


Ayer por la noche, así como el que no quiere la cosa, me dirigí con mi señora al cine para ver esta cinta, que no sé cómo calificar. Algunos dirían que "precuela", pero yo creo que va mucho más allá, porque establece una serie de paradojas ficticias/temporales que hacen quedar a las películas de "Regreso al futuro" como un juego de niños.

Aunque no soy muy versado en la saga Terminator, si bien algunas veces me despistaba, luego iba enhebrando los hilos. Los actores no me han llamado la atención, quitando quizá el papel del incombustible Arnold Schwarzenneger. Esta vez, las paradojas, los efectos, la acción y la trama superan con creces los "personalismos" de la actuación. Y es muy curioso que, por una parte, se vuelva a los años 80, y por otra, se vaya hacia el futurismo; hacia un futuro que por entonces nos parecía lejano pero que está más cerca que nunca. Tal y como pinta esta sociedad, obsesionada con estar interconectada con tabletas, móviles y cualquier otro artilugio cibernético; en fin, todo eso ha llevado a un maquinismo tan excesivo que no creo que ni los más locos poetas futuristas italianos hubieran imaginado en sus versos.

La verdad es que como película me ha gustado bastante. Mucha sorpresa, mucha acción, buenos efectos, suspense, intriga... Y un final muy abierto y muy paranoico que está pidiendo a gritos una nueva entrega. Me imagino que los productores, dependiendo del éxito, se lanzarán en el futuro a eso. Porque le dan la vuelta como un calcetín a todo; e incluso los más conocedores de esta saga se quedan boquiabiertos y pensativos, barruntando todo tipo de posibilidades.

Y bueno, guste más o guste menos este formato de ciencia ficción, lo cierto es que las cosas que se ven en Terminator están pasando ya, aun en otra esfera. ¿Será que muchas veces nos advierten en las películas? Es posible... Pero si vemos lo que supone Silicon Valley, veremos que en verdad no hacen falta robots con caras austríacas; y que la película acaba siendo más real de lo que parece; o es la realidad la que supera a la ficción...

En fin: Una buena película.

LOS ESPAÑOLES DEL SIGLO XVI

Imagen de en.wikipedia.org


"Admira de qué modo los españoles del siglo XVI extendieron en América el cultivo de los vegetales europeos, desde un extremo del continente a otro. Los eclesiásticos, y principalmente los religiosos misioneros, contribuyeron a estos rápidos progresos de la industria agrícola. La primera vez que maduraba una fruta de Europa, venía a ser una fiesta."

Alexander von Humboldt 

sábado, 4 de julio de 2015

"CASTRAPO" - MUNDIUM

Imagen de www.foro-ciudad.com

LOS QUE NO QUIEREN SER IZQUIERDISTAS

Imagen de gl.wikipedia.org


«La fuerza política que reciben las llamadas izquierdas se debe a la táctica singular de los que no quieren ser izquierdistas, que primero las incuban y protegen desde los gobiernos y después se dedican a tenerles miedo y a regular por él su acción».

Juan Vázquez de Mella 

miércoles, 1 de julio de 2015

CONCIENCIA DE CLASE

Imagen de rinkondechangofango.blogspot.com


"La conciencia de clase es una estafa, una convención demagógica. Cada obrero pide únicamente salir de su clase obrera, convertirse en burgués, lo más individualmente posible, lo más pronto posible, si es posible sin gritar siquiera, burgués con todos sus privilegios, los más execrables, los mismos egoísmos, los mismos prejuicios, incluso reforzados, las mismas crueldades, las mismas payasadas, todas las taras, la misma avaricia, ¡y un odio tremendo por la clase obrera! El proletariado, el militante más entusiasta, tiene ganas de abandonar a su condenado hermano de clase de la misma manera que aquel a quien le ha tocado la lotería no tiene precisamente ganas de compartir el premio con quien ha perdido. Quiere, sí, abandonar la mierda, este proletario, pero no el pastel. Llegaría incluso a dar gustosamente toda la mierda a sus hermanos de clase para tener sólo para sí mismo, el pastel entero".


Louis Ferdinand Céline (1961)