martes, 31 de enero de 2017

RAÍCES COMUNES

Resultado de imagen para Solzhenitsyn

"Volvamos a la década de 1920 y 1930. Las mejores mentes de Europa estaban llenas de admiración por el totalitarismo comunista. No escatimaban en alabanzas, poniéndose jubilosamente a su servicio, prestando sus nombres, sus firmas y atendiendo a sus reuniones. ¿Cómo pudo suceder esto? ¿No deberían estos hombres sabios haber sido capaces de ver a través de la agresiva ola de la propaganda bolchevique? Durante ese período, como bien recuerdo, los bolcheviques proclamaban a voz alzada: 'Nosotros, los comunistas, somos los únicos verdaderos humanistas'. No, estos eminentes intelectuales no estaban ciegos, pero se entusiasmaron con el mero sonido de las ideas comunistas, pues sintieron y eran conscientes de los lazos genéticos comunes a ellos. Las raíces comunes del liberalismo, el socialismo y el comunismo se remontan al siglo de la Ilustración. Esta es la razón por la cual, en todos los países sin excepción, los socialistas han fallado en mostrar cualquier tipo de firmeza al negociar con los comunistas. Con justa razón, los han mirado como 'primos hermanos' -o al menos como 'primos segundos'-. Por la misma razón, los liberales siempre se han mostrado débiles al encarar al comunismo. Ellos también tienen raíces ideológicas y seculares comunes."

Aleksandr Solzhenitsyn, Discurso ante la Academia Francesa de Ciencias Políticas y Morales (13 de diciembre del 2000).